ZUMO DE FRUTA NATURAL

En blog | el 20/02/2019

Para muchas personas un zumo de fruta casero es sinónimo de fruta. Pero no, un zumo natural puede llegar a contener casi tantos azúcares y calorías como un refresco. Hoy explicamos en el blog porqué no es aconsejable sustituir la fruta entera por zumos de frutas naturales.

Los azúcares presentes en el zumo de fruta se consideran “azúcares libres”, y estos van a tener el mismo efecto en el organismo que el azúcar añadido de los ultraprocesados. Y no solo lo digo, sino muchos expertos, los cualesya consideran el zumo de fruta como una bebida azucarada. Por lo tanto, estos zumos naturales de frutas ya entran dentro de las mismas categorías de los refrescos, bebidas “energéticas” y bebidas “para deportistas”. Esto deja claro que el consumo de zumo natural de fruta no es recomendable 1


Pero ¿por qué? Porque los efectos metabólicos que ejerce la fruta entera no se pueden comparar con los de los zumos. En primer lugar, los zumos de frutas no estimulan la masticación, efecto que sí realiza la fruta entera, saciándonos mucho más. Es más fácil comerse 3 piezas de frutas en forma de zumo, que 1 pieza de fruta entera, la cual incluso nos va a saciar más. Además, el zumo de fruta pierde toda la fibra de la fruta entera, eliminando así uno de los principales beneficios del consumo de fruta. Y, por otra parte, cuando nos tomamos el zumo de fruta y dejamos la pulpa de lado, solo ingerimos el azúcar libre de ese zumo. Por tanto, no pensemos que el zumo de fruta recién exprimido es una opción saludable 2.

En España, cada vez se consumen más zumos y menos fruta, y esto parece que ha aumentado el riesgo de padecer sobrepeso y obesidad infantil y adulta, al igual que otras enfermedades como la diabetes tipo 2 y caries. Existen estudios que demuestran que, cambiando el zumo de fruta por la fruta entera, se puede reducir el riesgo de obesidad infantil. Solo con ese pequeño cambio, se puede mejorar muchísimo nuestra salud, así que ya se pueden imaginar el impacto que tienen los zumos en nuestra salud. Sobre todo en los niños y niñas, que es aquí donde el consumo de zumo es mayor, especialmente el zumo envasado, el cual es incluso peor que el zumo natural. Una buena opción saludable para llevar al recreo de los niños y niñas, sería cambiar el zumo envasado, por un batido o licuado, o simplemente, dar una fruta entera, y que la ingesta hídrica la reciban con el agua, que muchas veces pensamos que el agua no es tan importante, pero es muchísimo más saludable una botella de agua que un zumo envasado 3.

En conclusión, por un día podemos tomarnos un zumo de naranja natural porque nos gusta, pero nunca beber zumo de fruta pensando que estamos tomando la ración diaria de fruta, porque un zumo nunca sustituye a una fruta.

 

 

BIBLIOGRAFÍA:

  1. Popkin BM, Armstrong LE, Bray GM, Caballero B, Frei B, Willett WC. A new proposed guidance system for beverage consumption in the United States. Am J Clin Nutr. 2006.
  2.  Imamura F, O'Connor L, Ye Z, Mursu J, Hayashino Y, Bhupathiraju SN, Forouhi NG. Consumption of sugar sweetened beverages, artificially sweetened beverages, and fruit juice and incidence of type 2 diabetes: systematic review, meta-analysis, and estimation of population attributable fraction.Br J Sports Med. 2016
  3.  Wojcicki JM, Heyman MB. Reducing childhood obesity by eliminating 100% fruit juice. Am J Public Health. 2012.

 

 AUTOR: LINCOLN G. GONZÁLEZ GONZÁLEZ, DIETISTA-NUTRICIONISTA