ALIOLI DE AGUACATE

En recetas | el 13/05/2019

La salsa es una elaboración que da mucho gusto y vida a nuestros platos. La gran mayoría de las que venden ya hechas en el mercado tienen muy baja densidad nutricional, con muchos ingredientes insanos que deberíamos de reducir su consumo. La mejor idea sería hacer nuestra propia salsa casera con ingredientes de mejor calidad que veremos a continuación en esta nueva receta:

INGREDIENTES:

 

  • 1 Aguacate maduro
  • 1 Diente de ajo
  • 1 Cucharada de AOVE
  • 1 huevo
  • 1 Limón
  • Un pellizco de Sal

 

PREPARACIÓN:

 

  1. Comenzaremos lavando y pelando bien el aguacate o abriéndolo por un lado y después de retirar el hueso, usaremos una cuchara para ir retirando toda su pulpa y reservándola en un plato.
  2. Pondremos el huevo en el vaso de la batidora con un poco de sal, batiremos a velocidad mínima hasta que quede bien batido y la sal disuelta en el huevo.
  3. Pelaremos los dientes de ajo, los picaremos bien y echaremos en el vaso de la batidora, volviendo a mezclar de nuevo a velocidad mínima.
  4. El siguiente paso es ir añadiendo poco a poco el aceite de oliva junto con el zumo de 1 limón, para lo que tendremos que bajar el brazo de la batidora hasta abajo del todo y hasta que no ligue bien, no podremos moverla ni hacer movimientos bruscos con ella porque se podría cortar la mezcla.
  5. Cuando haya adquirido la consistencia que queremos, iremos agregando poco a poco el aguacate. En este caso podemos aumentar hasta velocidad media, pero asegurándonos de que no quedan trozos de aguacate. Si es necesario volveremos a batir de nuevo a máxima velocidad.
  6. Una vez hecho lo verteremos en un bol y lo meteremos en la nevera para que repose y esté fresco para cuando vayamos a consumirlo.

 

INFORMACIÓN NUTRICIONAL:

 

  • Lo primero que hay que destacar de esta salsa es que se prepara con ingredientes naturales de buena calidad: aguacate, aceite de oliva virgen extra, huevo… Convirtiendo a esta salsa en un excelente complemento para tus comidas.
  • El ingrediente principal es el aguacate, una fruta que se caracteriza por su riqueza en ácidos grados saludables como el oleico. Gracias a estas grasas, el aguacate puede protegernos frente a enfermedades cardiovasculares, ya que puede reducir factores de riesgos como niveles de triglicéridos, colesterol total y aumento del colesterol HDL (conocido como colesterol “bueno”). Este efecto beneficioso se magnifica si acompañamos el aguacate con el aceite de oliva virgen extra, que también destaca por esas grasas saludables.
  • El aguacate es una fruta con alto contenido en potasio (incluso más que el plátano), por lo que podría ser un buen aliado para la reducción de la tensión arterial.
  • El aceite de oliva virgen extra, junto con el aguacate, es una buenísima fuente de antioxidantes, los cuales pueden tener en nuestro organismo efectos antiinflamatorios y beneficiosos. En el aceite de oliva virgen extra destaca el hidroxitirosol y en el aguacate la vitamina E y C.

 

 

Por tanto, las salsas sí pueden consumirse siempre y cuando se realicen con buenos ingredientes y de forma casera como la de esta receta. Evitar aquellas salsas preparadas que venden en supermercados y restaurantes, las cuales llevan consigo muchos aditivos, conservantes, grasas perjudiciales y azúcares añadidos.

 

 

 

 

 

AUTOR: LINCOLN G. GONZÁLEZ GONZÁLEZ, DIETISTA-NUTRICIONISTA